Merlin el mago

letra kletra ka

acho perro, que me hagas la ká,- Mañaáaana- ¿Mañana?, mañana te va a llevar al cine tu padre, que tu tía, no- Estoy muy liada tiita, de verdad, mañana te la hago.
La maldad de una tía ofuscada, y primaveralmente mal follá, puede ser mucha, así que probamos con otra de las sobrinas, a la pobrecita se le abrieron los ojos de par en par.
– ¿De verdad quieres que te haga una letra, tiita?
– Pues claro, corazón…. Te ha salido preciosa, ahora mismo te la escaneo.
Pasaron segundos en que la zozobra embargó a la hasta ahora, sobrina de las letras, algo así como- ¿Qué va a ser de mi, ahora que el “macaco pestoso” este, se ha hecho con la atención de la tía?. Tengo que hacer algo
– Tiita, por fin he dado con una idea para hacer la k, le voy a poner alas.
– Pero yo necesito una ka, no una compresa, y además ya tengo una.
– No importa, yo te la hago.
A veces hay que arrastrar a la prejuventud para que intente terminar algo, pues los genes contaminados de la familia mía no le dejan. No hace mucho, le propuse que si me hacía alguna letra, para adornar el empiece de las anotaciones, y como loca empezó, y me propuso que podíamos hacer el abecedario, y hasta ahora. Ya he tenido varios intentos, como que me ilustrara platero, hizo dos dibujos y allí se quedó,.., así que si no logramos cerrar el letrario, no será por intentar abarcar mucho, sino muchísimo para su edad, como lo es intentar acabar el Vasari en la mía, y antes de empezar a sospechar que pudiera no llegar, empiezo otras cosas aún más inabarcables para que me den el motivo de dejar esta, como les he dicho es cuestión de genes contaminados o mi hermana nos engañó a todos, o mi madre a algunos más. Sin intentar aburrirles les he subido una de Pictos, que eran los indios del imperio romano, y entre ellos los medio regulaba la sapiencia de Merlin, el único capaz de leer latín culto, y claro el libro de Merlin no podía ser otro como tampoco podía ser otro el libro de San Isidoro de Hispalis, mal llamado de Sevilla, gran fusilante de etimologías de Plinio el viejo, en el tratado de la pintura y el color libro 35, si tienen tiempo, y no les ha salido un sarpullido tras leer la propuesta, se leen la etimología 17 del hispalista que no sevillista que eso es alandalucí tardío, y verán que apesta semejanza o copia directa, pero en aquellos entonces, donde la nada avanzaba sobre el conocimiento en ferrari, y el tío más listo se parecía a Conan el bárbaro una edad media más atrás, los cuatro jipis que leían y copiaban por gusto o por deporte remunerado, ahora son tenidos por magos o santos, o por el estilo, y prácticamente todos, tienen película, y su salmuera de conocimiento refritado perfectamente legible en la internet. Pero el pobre Plinio que iluminó al muy probablemente bestia parda de Merlin, que no sabría distinguir una col, sino leer a este aconsejando seguir sus preceptos boticarios, no está iluminado en el internet Hispano.

Hace aproximadamente un año dije que esto era culpa de Sinde mora mia vete ya, y vaya por donde inmediatamente apareció la primera cesión a goglitó de la complutum matritensis, los 10 primeros libros en formato ilegible,- ¡Sindemora no me acojone!, -Esto no podía quedar así, y empecé a voleo a traducir algo, y, apareció otra cesión del resto de los libros a goglitol, ahora desde el real jardín botánico. Goglitol animadillo intenta una especie de traducción, …¡ni hostias!, eso sigue ilegible, encima el funcionario de turno, más el currito del otro con muy poco amor por el tema, entremezclan páginas, olvidan otras, como la economía del momento, vamos un follón , al final se dan por vencidos y dejan libres unos pe-de-efes de 200 megas que no hay quien los mueva. Anarkasis deja público el libro 14, y – ¡Esto no puede ser!, – dijo sindemora – y la a-labadora cultural y bibliotecaria Belén, decide sacarse unos cuantos fusilamientos de otras guerras civiles, pocas, y, alapagogle. El tragagatris, encantado, necesita estos compendios para reflejar el amarillo chillón de la wiki y tejerle su horca. A cambio de las gracias, me hace desaparecer. Da igual, ahí va el libro-35. Juás, y rejuás. Todo esto último es imposible y menos desde un blog muerto. El poder se mueve por otras cuestiones mucho más aburridas, que por quedar en entredicho. Pero hace ilusión, encontrar relaciones causa mínima – efecto por el estilo, pueden probar ustedes, se fusilan otro libro y a ver que hace la sinde.
Ya me dicen si lo dejo, que lo dejo un rato, y en la tregua podían darle un comentario a Magued que empieza y le hará ilusión.